01 diciembre, 2008

El Rey del sarao




En Venezuela y específicamente en la región central, tenemos un pasapalo (tapa o abreboca) más que tradicional y no falta en ningún sarao: el tequeño. Para nosotros ¡fiesta sin tequeños no es fiesta..!
Desde las mas encumbradas casa, en los círculos sociales más refinados -en los bailes de alto coturno- hasta el más modesto jolgorio en un barrio capitalino, hay entre las delicias para ofrecer a los invitados, el popular y sencillo pasapalo.

Dice la tradición que el tequeño, nació por allá a principios del siglo XX en la ciudad de Los Teques (de allí su nombre), capital del Estado Miranda muy cercana a Caracas. Hasta los momentos se desconoce quién fue su inventor o inventora. Supongo que probablemente se le ocurrió a una buena mujer, que para no desperdiciar las sobras de las empanadas que preparaba, optó por aprovechar las tiritas de queso y la masa sobrante y en el mismo caldero donde freía las empanadas terminó preparando los tequeños.

En la actualidad, a nuestros afamados cocineros de la nouvelle cousine les ha dado por sofisticar el bocadillo; hay quienes además del queso lo rellenan con jamón o modifican los ingredientes de la masa; hay quienes optaron por agrandar el tamaño del tequeño tradicional y hacen los tequeñones; otros los sirven con una salsa para remojarlos. Pero ¡que va...o!, el pasapalo criollo por antonomasia es pequeño, se come solito, calientito con el queso blanco derretido y complace igual a carnívoros y vegetarianos.

En cualquier fiesta cuando aparece el mesonero con la bandeja de tequeños, se arma la algarabía ¡Llegaron los tequeños !, perdemos la compostura y le caemos encima inmediatamente como si estuviéramos famélicos. Cuando somos invitados a una boda, cumpleaños, o graduación, nos pueden servir muy sofisticados bocadillos: tartaletas con caviar, ciruelas enrolladas con tocineta, alitas de pollo, lo que se les ocurra pero si no hay tequeños saldremos todos despotricando y diciendo que la celebración quedo pésima, porque no había tequeños.

¡Vainas de mi ciudad.!

Nota: les dejo la receta, para que elaboren los nunca bien ponderados tequeños y me envían mi ración, vale?

Caracas, diciembre 2007

- Preparación de los tequeños:

Ingredientes:
2 tazas de harina de trigo
5 cucharadas de mantequilla
1 huevo
1/2 cucharadita de sal
2 cucharadas de azúcar
5 cucharadas de agua fría
1/2 kg. de queso blanco semiduro, cortado en tiritas
Abundante aceite de maíz.
Papel absorbente.

Colocar la harina en forma de corona sobre una mesa seca. Hacer una especie de hoyo en el centro y poner la mantequilla y el huevo. Mezclar el agua con la sal y el azúcar. Amasar, añadiendo poco a poco el agua con sal, hasta formar una masa suave, que no se pegue en los dedos.

Estirar bien finita con el rodillo de amasar.
Cortar la masa en tiritas de 1,5 cm. de ancho y 15 cm de largo.
Con las cintas de masa se enrollan los trocitos de queso, asegurándose de que el queso quede bien cubierto.
En un caldero con abundante aceite, se fríen los tequeños a fuego medio hasta que doren.
Se retiran con una espumadera y se colocan sobre papel absorbente para eliminar el exceso de grasa.

Caracas, diciembre 2008

28 noviembre, 2008

20 años no es nada


Eso dice el tango, pero a mi me parece que diez (que se suman este próximo 2 de febrero de 2009), son más que suficiente para acabar con un país. A mi, pobre mortal, estos diez luctuosos años me han aporreado duro y mire que lo he asumido con paciencia y resignación, pero todo tiene su límite y aguante. ¡Se cansa uno!
Considero que he desperdiciado diez años de mi vida malviviendo en este chiquero revolucionario. Aquí eso de calidad de vida y derechos civiles no saben con qué se come, empero si hay en abundancia: atraso, miseria, populismo, odio y especialmente mediocridad. Así es, estamos en manos de mediocres reconcomiados, lo que es peor. Baste con darnos cuenta de la reacción de los llamados líderes del proceso ante los resultados de la recién celebradas elecciones regionales(23/11/08) ¡Dignos ejemplos de unos talibanes cualesquiera! Me limitaré a señalar algunas las acciones retaliativas que está emprendiendo el amadolider y sus ordas fascistoides de camisas rojas, rojitas (idem a Mussolini con sus camisas negras, o Franco con sus camisas azules), contra los representantes de la oposición que salieron victoriosos: la toma del edificio donde funciona la Alcaldía Metropolitana, para impedir la entrada a Antonio Ledezma alcalde electo; la instigación judicial a miembros del grupo civil 2D o del Comado Angostura; y el consabido pase de factura -"procedimiento administrativo", le dicen- contra Globovisión, inventando los más rocambolescos argumentos.

Diez años es demasiado: escuchar ad infinitud la misma glosolalia del caudillo tropical: el discursito decimonómico, la recurrente palinodia, los desplantes y chistes malos, repetidos y repetidos por sus adláteres, como dañino efecto multilicador. Tamaño lavado de cerebro para el soberano que como borrego, va, escucha, aplaude, vota y luego cobra, porque la cuestión no es voluntaria, como se pretende hacer ver. Diez años de la más terrible corrupción que ha tenido este pobre país. (Hasta PDVSA trapichea con divisas en el mercado negro) Diez años de pésimos servicios públicos: sin hospitales, sin escuelas, sin agua y sin luz. Diez años de una educación improvisada de donde saldrán educandos incapaces de incorporarse a un mercado de trabajo digno: primero por mal capacitados y segundo por que no hay dónde. Diez años de injusticia con presos políticos. Diez años en manos de rastacueros y mediocres. La Asamblea Nacional lo que da es vergüenza. La mayoría de sus integrantes son borregos arreados por el comaandante. Me remito al show mal montado de la Comisión de Contraloría, ante la muy reciente comparecencia de Manuel Rosales, Alcalde elegido de la ciudad de MCB, para complacer los designios emanados de Miraflores.

Diez años para acabar con la República y sus instituciones (aquí ya no hay división de poderes) Diez años de despilfarrar nuestro dinero a diestra y siniestra en dádivas, para lograr un apoyo y participación intercontinental que no se obtiene por vía de la idoneidad. Diez años de armamentismo y guerrerismo contra nuestros vecinos (ahora se pretende, como si fuera algo de que enorgullecerse, que cada venezolano tenga un fusil) Para resumir ¡Diez años volviendo mierda a Venezuela! Pero contando lo que falta para que se termine el período presidencial y el actual inquilino de Miraflores desaloje la casa, sumarían 14 años. ¡Cualquier cosa es un trastorno!

Por si esto no bastara para terminar el “afianzamiento de la revolución” como se han propuesto el amadolíder, pretende modificar la constitución - esa que vendió como la mejor del mundo- para perpetuarse en el poder, mediante sucesivas reelecciones indefinidas. ¿Qué va a quedar de Venezuela después de estos nefastos años?

Probablemente, diez años para un chamo de esos valerosos que le están haciendo la lucha al gobierno sea un soplo, pero para mí que ya estoy doblando la esquina, me parece una eternidad en el infierno... ¡No hay mal que dure 100 años, ni cuerpo que lo resista!, para mi consuelo...


Caracas, 2008

05 noviembre, 2008

¡ Felicitaciones, pitiyankis !





El presidente designado de los Estados Unidos de Norteamérica, Barack Obama tras vencer en las elecciones del 4/11/2008 será el primer afroamericano en ejercer el cargo. O para decirlo sin tantos efumemismos será el primer negro que viva en una Casa Blanca. La cosa no fue hacer pompas de jabón: Graduado de la Universidad de Columbia y en la prestigiosa escuela de Leyes de Harvard de donde salió con honores. Posteriormente, trabajó como organizador comunitario y ejerció su carrera como abogado en derecho civil, antes de ser elegido y ocupar el cargo de senador por Illinois. A partir de ahora será el más joven cuadragésimo cuarto Presidente de la Unión.

Por su parte, su compañero en la dupla el senador Biden, es el presidente del Comité de Relaciones Exteriores del Senado de los EE.UU. además de haber sido Presidente del Comité Judicial del Senado. Basta con esta breve reseña, para entender que un cambio se ha dado en la política norteamericana. Por si esto fuera poco, en el Congreso los demócratas han ganado la mayoría de los escaños, así que si no lo hacen bien será porque no les da la gana.

Pero no basta con felicitar a los ganadores. Hay que felicitar al pueblo norteamericano que ha demostrado una vez más que son un gran país -¡a pesar de los pesares!- y que tiene una sociedad capaz de rectificar sus errores. Un país que apenas hace 150 años atrás era esclavista y donde hasta hace sólo cuarenta, los negros luchaban por el reconocimiento de sus derechos civiles. Como se vanaglorian ellos de decir que son el “País de las oportunidades” y como lo señaló el ganador al dirigirse a sus seguidores, apenas reconocido su triunfo: ¡Somos el país de lo posible!, los votantes –que acudieron masivamente a las urnas- así lo demostraron.

Obama y su próximo gabinete no lo tienen fácil. La debacle económica, política y social, que heredan del despelote de Mr. Bush es de inmensas proporciones. No hay que creer que Mr. Obama es Mandrake y va a solucionar todo en un santiamén, como muchos claman. Lo más difícil: reestablecer el buen nombre y la aceptación de los EE.UU. La política es muy cambiante y no es conveniente hacer vaticinios a futuro, empero esperemos que salgan airosos de la tarea –que es lo que todo demócrata puede desear- por aquello de que si mi vecino está bien yo estoy mejor. Si Obama la acierta, tendremos Imperio pa´largo y se caerán los vaticinios agoreros de los socialistas de nuevo cuño y lo que es más grave aún, el amado líder ya no va a tener contra quien despotricar ni achacar todos los males que padecemos.

Esperemos que esta nueva administración haga lo posible y lo imposible también, si fuere necesario.

Caracas, noviembre 2008
Foto tomada de la web.


02 noviembre, 2008

Perdidos en el espacio



Al César lo que es del César…hay que reconocer que de todos los proyectos magalomaniáticos que abundan en este proceso revolucionario el concerniente al satélite Venesat 1 Simón Bolívar, se ha llevado a término. Así que felicitaciones a los camaradas chinos por sus satélites pret a porte. No congratulo a los rojos rojitos venezolanos porque a fin de cuentas, lo único que hicimos nosotros fue poner los reales y pedir prestada la órbita a la república oriental del Uruguay. De lo cual se evidencia que no somos los pioneros latinoamericanos en eso de andar en las nubes.

Nuestro flamante artefacto a partir de esta fecha (29-10-2008) tendrá tres meses de prueba, mientras nuestros técnicos en la base Terra Luepa intentan traducir el Manual de Uso y Procedimientos que viene en chino. De allí en adelante –si la cosa funciona- podrán monitorearlo durante unos quince años, tiempo en el cual expirará y pasará a formar parte de la chatarra espacial * que pulula en el cosmos. Es necesario señalar, que ésta también será una contribución de nuestro país para embasurar el espacio sideral.

Todos pensarán que cuál es el objetivo de tan cuantioso dispendio; cuál el beneficio que aportará al soberano. El amadolider eufórico con tamaña azaña, indicó entre otras cosas que servirá para: la cooperación científica y cultural, la TV educativa y médica, Internet (¡mosca con esto!) y atención a la población indígena, (que no indigente) entre otras bondades. Como ya es habitual en nuestro amadolíder -que se lo pasa haciendo milagros con escapulario ajeno- aprovechó para ofrecer el uso del satélite de gratis a su camarada Evo. El único que fue muy claro al referirse a toda esta cuestión fue el ministro Izarra, quien declaró que con el satélite se podrá transmitir el programa Aló Presidente (con traductora gestual incluida) a toda la región; se potenciará el alcance de las transmisiones de Telesur y no se continuará pagando el alquiler del satélite Holandés –al menos nos ahorraremos alguito- tal y como veníamos haciendo.

Me parece justo y necesario que nuestros vecinos regionales disfruten y se instruyan, con las exaltadas arengas, el lenguaje procaz, las canciones cursis y los chistes de mal gusto del ciudadano Presidente. No es justo que sea sólo nuestro pueblo quien reciba tan buen ejemplo: ¡la solidaridad socialista vaya por delante!

En fin que todo es jolgorio con esta cuestión del satélite. Como buena república petrolera continuamos actuando cual nuevos ricos. Tenemos satélite allá arriba y apagones casi a diario, aquí abajo. Una modesta llamada telefónica en la misma ciudad es una “misión imposible” (¿por qué cree usted que cualquier hijo de vecino tiene su telefonito celular?) Somos el hazmerreir de los países primermundistas y el paradigma o modelo a seguir de los tercermundistas. ¡Pena ajena que pasa uno!

*Según la NASA la chatarra espacial para el 2000 se cuantificaba en: 2.671 satélites (en funcionamiento o desactivados) 90 sondas espaciales y 6.096 trozos de naves.

Caracas, octubre 2008

13 octubre, 2008

No usarás mi nombre en vano


Esta crónica, supongo, va a traer muchos detractores especialmente entre los patrioteros. Aún así , va:

el "padre de la patria", o sea Simón Bolívar merece todos los honores y reconocimientos en nuestro país como fuera de ellos. Su valía es innegable y su trascendencia mayor, así que no me voy a poner aquí a señalar por qué es el Libertador y todas esas menudencias. Lo que si voy a hacer es protestar por el indebido uso que hacemos de su nombre. Eso no es nuevo, viene de vieja data, pero ahora con eso de que somos específicamente una República bolivariana, al nombre de Bolívar lo tienen coleteao; tal como decía el Dr. Luis Villalba Villalba, presidente de la Sociedad Bolivariana: aquí son bolivareros no bolivarianos.. .

En todos los pueblos del territorio hay una plaza Bolívar con el consabido busto o estatua del prócer. En el exterior también. En los sitios menos pensados aparece una estatua de El Libertador: Sevilla, París, Washington, Cádiz, Santiago, Lima y otras más. Junto al monumento, todo venezolano que se precie de serlo, cumple el rito obdeciendo al culto y se retrata. Empero de allí en adelante -convertido en comodín- desde nuestro signo monetario pa´bajo, el nombre aparece en: aeropuertos, comercios, salas de conciertos*, coros, carreteras, auditorios, bancos, edificios y urbanizaciones (las casitas en Cienfuegos, Cuba) promociones, paquetes de comida, orquestas, pancartas proselitistas, universidades, buques, franelas y aunque usted no me lo crea, en llaves –esas que son de colores- está grabado el nombre y la esfinge del Libertador, que tal? Pero la enumeración no puede quedar inconclusa, ahora habrá un Satélite Simón Bolívar, ese dizque vamos a lanzar al espacio con la ayuda de los chinos.

Me pregunto si es por pura mezquindad no permitirnos reconocer a otras u otros meritorios venezolanos y optamos por el único nombre que no tendrá cuestionamiento. Se preguntarán como yo: ¿Es que aquí no hay nadie más? ¡Hasta cuando! ¿Quién pone esos nombres tan desatinados? Para dar un ejemplo: el Teatro Teresa Carreño (¡hurra! por aquel inteligente que se le ocurrió la denominación) tiene dos auditorios. La sala grande lleva el nombre del músico Pedro Antonio Ríos Reyna ya fallecido, quien en vida fue fundador-director de la Orquesta Sinfónica Venezuela, pero ¿Por qué la sala más pequeña (la propia para conciertos; acogedora y con excelente acústica) lleva el nombre de José Félix Ribas, un prócer de la Independencia? ¿Qué instrumento tocaba Ribas, a parte de la espada? ¡Siquiera José A. Páez tocaba violín! Esto no lo termino de entender.

Acaso no tenemos compositores que merezcan una sala de conciertos con su nombre. Hay para escoger: Cayetano Carreño, Juan José Landaeta (creador de la melodía del Gloria al Bravo Pueblo), el Padre Sojo (tío abuelo de Bolívar), José Angel Lamas, Pedro Elías Gutiérrez (se supone que para nosotros el Alma Llanera es nuestro segundo himno) entre los más antiguos, o bien los contemporáneos ya fallecidos: el Maestro Vicente Emilio Sojo, Antonio Lauro, Juan Bautista Plaza, Antonio Estévez. ¡Que lindo sería un auditorio con el nombre de la compositora Ma. Luisa Escobar! tan poco reconocida.

Para ser justa – la excepción confirma la regla- en Caracas hay dos teatros con nombres de artistas: El Teatro Alfredo Sadel (antes Teatro Municipal) y el Teatro Simón Díaz (antes teatro Nacional), si es que no se los han cambiado en esta V REP. ya que ambos personajes no son precisamente rojos, rojitos...

Considero que además esto conlleva al desconocimiento total por parte de las nuevas generaciones, de los venezolanos destacados bien sea en el campo del arte o la ciencia. Si no valoramos nuestros valores (valga la redundancia), quién. Si señores, me parece que la sacralización para con el Libertador, (queremos ser más papistas que el Papa), lo que hace en definitiva es ser contraproducente.

*La preciosa sala de conciertos de la FESNOJIV dotada de un portentoso órgano, inaugurada este mes de octubre, lleva el nombre de Simón Bolívar (para variar) ¿Qué "pito toca" el Libertador con la música? A esa sala correspondeíar llevar el nombre de el maestro J.A. Abre, creador de "el sistema".

Caracas, octubre 2008
Ilustración: Una de las pocas (si no la única) estatua del Libertador realizada por una mujer: Sally James Farnham, (N.Y. Central Park, 1921)

06 octubre, 2008

El carrillón de la Catedral


La actual Iglesia Catedral de Caracas fue el primer Templo parroquial de la Ciudad de Santiago de León, fundada por Diego de Lozada el 25 de julio de 1567. De ese tiempo para acá, este edificio ha seguido paso a paso la historia de la ciudad. Con el terremoto del 11 de junio de 1641, la Catedral se redujo a un montón de escombros. Gracias a la ayuda de la piadosa María Pérez (Maripérez) se pudo construir un templo provisional. Hoy una urbanización caraqueña lleva su nombre. A raíz del terremoto y el paso de los años el edifico ha sido reformado y ampliado, entre ellos: el Presbiterio, el artesonado de las naves interiores y el piso de mármol. En la parte superior de la torre se admira una estatua en bronce que representa La Fe, obra del artista Juan Pedro López. Su última refacción se hizo en 1967 con motivo del cuatricentenario de la ciudad.

El estilo de la Catedral es muy propio de la Colonia. La construcción es muy modesta comparada con otras iglesias latinoamericanas. Empero tiene una singular belleza, y dentro de ella se encuentra entre otras, la capilla de la Santísima Trinidad que data de 1689. Aquí recibieron sepultura los miembros de la familia del Libertador. En 1827 el mismo Libertador en su postrera visita a Caracas vino a rezar ante la tumba de sus seres queridos y emitió un decreto para que se hiciese un monumento, el cual vino a ser realidad en tiempos del General Marcos Pérez Jiménez, por allá por los años cincuenta.

Toda esta introducción me sirve, valga la redundancia, como introducción para hablar del carillón y las campanas de la Catedral. El actual reloj fue fabricado en Londres en 1888 y pagado en libras esterlinas contantes y sonantes. Durante siglos, las finísimas campanas doblaban para indicar la hora, para celebrar las festivales de navidad y pascua y recordarles a los fieles la misa dominical; mediante un carillón tocaban el Himno Nacional y otras piezas de música religiosa. Pero como ahora, hasta el Vaticano está prescindiendo de sus campaneros. Ya no hay quien jale de las cuerdas y active los badajos. Todo está resuelto por toques tecnológicos y basta con apretar un botón para que el tañido se expanda por toda la ciudad.

Me dicen que el reloj de nuestro tempo aún funciona con su original sonido, dando las horas y medias. Hace años que no lo escucho. No voy al centro de la ciudad, ni recorro la Plaza Bolívar como ante solía hacerlo para evitar desagradables encuentros con las hordas chavista, que tienen sitiado el lugar.

Como ya he dicho en otras ocasiones, nací cerca de la Catedral por consiguiente el sonido de las campanas y el carillón marcaron mis horas de vida infantil y colegio. Al correr de los años, dejé de escuchar esos sonidos. Entre la ciudad que cada vez se hace más bulliciosa el sonido de las campanas se ha cambiado por el escándalo de los claxons: los golpes y martilleteos de las construcciones y obras y las sirenas de las ambulancias y bomberos. El progreso acabó con la placidez de la antigua ciudad y el tañer de las campanas. Es bastante a contracorriente asistir ahora a las retretas de la Plaza Bolívar (¿todavía existirán?), donde me llevaba mi abuelo Nicolás y escuchar las campanas. La última vez que las escuché sonar a repique, fue el 23 de enero del 58 cuando la caída de la dictadura.

Esperemos que se presente nuevamente la ocasión de escuchar al vuelo, el sonido de las campanas caraqueñas y sabremos por quién doblan las campanas…

¡Vainas de mi ciudad!


Caracas, agosto 2008

25 septiembre, 2008

Morir en Internet



A Pablo tenía meses que no le escribía. Por esas cosas que suelen suceder en computación, extravié su dirección. Al recuperarla le envié un mensaje de salutación. Su respuesta tan espontánea me hizo reír, pero a la vez me puso a pensar. Pablo escribió: ¡Chama, creí que te habías muerto!

Cuando alguno de nuestros amigos o amigas desaparecen por un tiempo, cuando dejamos de recibir sus mensajes, los echamos de menos, lo dejamos pasar y pensamos: seguramente están muy ocupados, estarán de viaje o cualquier cosa, menos suponer que han podido morir y menos si son gente joven. No tenemos el interés de escribirles reclamando su presencia virtual, o quizá pensamos que podemos importunarlos si enviamos un e-mail para averiguar qué sucede.

Me acaba de ocurrir esto. Mi ciber-amigo Christian se desapareció. Estuve varios meses sin recibir respuesta a mis correos; ni recibía sus presentaciones. El siempre tan atento, tan interesados en la política y los temas ecológicos. Entonces me decidí a enviar un “reclamo”: ¿Qué te pasa?. ¿Estás de vacaciones? ¿Estás preso? y cosas por este tenor... A las semanas recibí un correo de la esposa de Chirstian, donde me informaba de su fallecimiento. ¡Que pésima noticia! ¡Qué mal me cayó esto! Si no hace nada estaba tan vivo. ¡Cuánto siento ésta pérdida de un ser joven! Ella respondió a mi llamado, diciendo que Christian le había hablado de mis escritos y los mensajes que yo le enviaba. Así como desapareció Christian, hace años perdí a mi amigo Moisés. El era profesor universitario y con suma paciencia leía mis escritos, me hacía sugerencias para mejorarlos y frecuentemente estábamos en comunicación. Cuando envié un S.O.S. a su dirección, nadie respondió, por lo que me tocó asumir su muerte dada su enfermedad y avanzada edad.

Entiendo que no sea grata tarea –a nadie complace dar malas noticias- pero los familiares de aquellos que desaparecen, bien podrían enviar a la lista de ciber-amigos del desaparecido(da), un corto mensaje notificando su deceso. Exactamente así como se publican los obituarios en la prensa y que también a veces recibimos –generalmente gracias a otro ciber-amigo- vía Internet.
Al menos giraré instrucciones a mis descendientes, para que se ocupen de este asunto y no suceda como pasó con Pablo, que me dio por muerta antes de tiempo. ¡Gracias amigo, dicen que tal cosa es desear larga vida!

Este modesto escrito, va en homenaje a esos dos buenos amigos Moisés y Christian; desaparecieron de mi memoria virtual, pero ¡Hay amigos que no se despiden nunca!


Caracas, setiembre 2008

11 septiembre, 2008

La culpa es de las vacas



Esto del cambio climático, cada vez es más preocupante.
A diario leemos noticias que tiene que ver con este asunto: mucho protocolo de Kioto, mucho All Gore, mucho Lovelock y su teoría Gaia, pero en definitivas los que padecen las hambrunas y sequías por el cambio climático ni se enteran, sólo lo padecen…

Las grandes potencias industrializadas cargan con la mayor responsabilidad en estos menesteres, pero en general –el principal consumidor energético y por ende, la más contaminante los EE.UU.- no parecen muy proclives a cambiar sus políticas en cuanto al control que deben ejercer sobre sus grandes industrias, para siquiera, palear algo el desastre que ya está en puertas. Ciertamente que hay algunas corporaciones que investigan y organizaciones no gubernamentales que asumen sus responsabilidades. Empero como siempre, para los gobiernos la carrera armamentista es prioritaria. Es decir, hay que matarse por un mundo en el cual no quedará nada y no podremos habitar. ¡Qué inteligentes somos!
La madre tierra está harta de sufrir los abusos del llamado homo sapiens, que cada día demuestra más que de sapiens, ná. Cantidad de animales y plantas, si no están ya extinguidos, van en vías de estarlo. El deshielo polar es de todos sabido. Los voraces incendios y en el otro extremo las inundaciones: los deslaves, huracanes, terremotos y tsunamis, ocurren ahora mucho más frecuentemente que antes, dicen que todo ello debido a la misma causa: el recalentamiento global.

Cuando del cambio climático se trata, surgen variadas opiniones. Recientemente un científico australiano afirmó que las ventosidades de las vacas contaminan más que el escape de los vehículos. El investigador que esto descubrió, recomienda consumir carne de canguro –tal como se hace en Australia corrientemente- ya que estos animalitos al contrario de las rumiantes vacas, no tienen 4 estómagos y el procesamiento de su alimentación produce excretas y ventosidades, con menos gases contaminantes (la bosta de vaca expele metano) Coincidencialmente, las declaraciones del Panel Intergubernamental sobre Cambio Climático (PICC) apuntan hacia lo mismo. Este organismo, adscrito a la ONU señala que: “existen datos indicativos que la producción de carne envía a la atmósfera más gases con efecto invernadero que el transporte automotor un (18% de promedio de la emisiones totales de gases) y se recomienda, no consumir carne.” (sic)

¡De que me reí, me reí ! o sea: la culpa recae en los pedos de las vacas… Francamente, que esta solución me parece demasiado simplista. Me recordé el cuento del tipo a quién su mujer le ponía los cuernos en el sofá, y optó por vender el sofá…

Claro está, la admonición va directamente a los consumidores en los países industrializados, puesto que los famélicos del mundo –que son los más- nunca han visto un bisteck ni en fotografía. Pero ¿a qué preocuparse? Al paso que vamos y a causa de la desertización no habrá pasto, si no hay pasto no comen las vacas, si no comen no hay pedos, si no hay pedos no hay contaminación, O sea se soluciona el problema, porque no quedarán vacas...
Por lo pronto y como se supone que la organización que rige al mundo -es decir la ONU- sabe lo que hace (¿?), no queda otra que acatar lo dicho: ¡Come yuca, come yuca!

Caracas, setiembre,2008

01 septiembre, 2008

Voces que apasionan



Cantar es un arte difícil, si por cantar se entiende buena impostación de la voz, buen fraseo y todas esas técnicas que hacen un buen cantante. Si estos atributos van acompañados de un hermoso timbre de voz, ya es bastante pedir... Esto lo tiene y de sobra Rolando Villazón el joven tenor mexicano. Además posee buena figura, carisma y sencillez. Con estos dones se apropia de la escena, acompañantes, orquesta y público.

Comenzó sus estudios de canto en su México natal. En 1998, ingresó al prestigioso Programa Merola de Ópera, en la ciudad de San Francisco. Se hizo miembro del Programa de Artistas Jóvenes de la Ópera de Pittsburgh. En 1999 Villazón ganó el Premio del Público, el Premio Zarzuela y un segundo premio en el Certamen Internacional Operalia, que preside y organiza el tenor Plácido Domingo quien no duda en apadrinarlo.

Desde su debut europeo en Génova (1999), su carrera van en ascenso: Metropolitan Opera, Royal Opera House Covent Garden, Berliner Staatsoper, Bayrische Staatsoper, Deutsche Oper Berlin, Teatro dell'Opera di Roma, Teatro del Palacio de Bellas Artes, Hamburger Staatsoper, Opera National de Paris, Opéra de Lyon, Opéra de Nice y New York City Opera, por citar los teatros más importantes donde se ha presentado. Además ha obtenido numerosos y significativos premios por sus grabaciones.

Tenores habrán muchos. Algunos han causado furor en su momento: Caruso, Di Stefano, Corelli, Pavarotti, Domingo; los mejores han perdurado... Ahora es el momento de Rolando Villazón porque su calidad interpretativa es difícil de igualar.

Una nueva generación de cantantes ha venido a suplir a Los tres tenores, entre los que destacan varios latinoamericanos: José Cura (Argentino), Juan Diego Flores (Peruano) y Rolando Villazón. Estas voces todavía tienen largo trecho por recorrer para su total consolidación en el bel canto; aún así la presencia de Rolando ya cautiva y sus romanzas enternecen.

Sucede que en las artes escénicas hay almas que se funden: parejas que se juntan –más no en la vida real- y tienen una especial empatía que no pasa desapercibida. Así -porque hoy más que nunca la ópera es un espectáculo total- cuando Anna Netrebko (Rusa) y Rolando Villazón cantan juntos, la representación literalmente se electriza. Además de la excelente interpretación musical dominan un extraordinario desenvolvimiento escénico. No todos los que pisan un escenario logran tal comunión. El publico los adora y…. yo también. Si no me creen, vean esto:

26 agosto, 2008

Dime qué lees y te diré quién eres.



“Escribir y leer son esencialmente prácticas socialistas.”
(en : Declaración de principios. CENAL, Caracas.)


¡Jolines, ahora me entero!.. Empero resulta que los países asquerosamente capitalistas, son los que invierten más en educación e investigación y donde la gente más publica, hay más casas editoriales y más se lee de todo. Las contradicciones de el proceso a través de estos largos años son públicas y notorias y esto del libro y la lectura no escapa a ello…

Resulta que la mentada revolución bolivariana ha instituido misiones de alfabetización y educativas: Misión Robinson, Misión Ribas y supuestamente ha creado varias instituciones universitarias, para dar al lumpen proletariat la oportunidad de educarse e integrarse a la sociedad como seres productivos que puedan cumplir con los "altos designios" del socialismo del siglo XXI. También existe -de vieja data- el Centro Nacional del Libro (CENAL) que tiene entre sus objetivos: “descentralizar y masificar el acceso a los libros y a la lectura” (sic). Hasta aquí todo suena muy bonito, pero la cuestión no termina allí y comienzan las contradicciones. Según decreto sobre Bienes esenciales, el 3 de marzo apareció en la Gaceta Oficial 38.882 una resolución que elimina al libro de la lista de los bienes esenciales que pueden optar por una solicitud de dolares ante CADIVI. Esta política editorial del estado hace casi imposible el acceso a las novedades que se publican en cualquier parte del mundo. En otras palabras, importar libros está restringido en este país mesmo donde es prioritario para la revolución dotar a los jóvenes de fusiles rusos en vez de libros.

Tengo entendido, que el estado revolucionario ha convertido a la editorial Monte Avila en una gran productora de libros, pero ¿de cuál calidad? ¿Acaso los intelectuales no adeptos al régimen serán publicados? Olvídate, ¡si estás en las listas negras no publicas!... Y adivina ¿qué tipo de publicaciones masificará el CENAL? Infiero, que todo aquello que adoctrine a los educando en la defensa de la revolución bonita. El venezolano que aprendió a leer con ACUDE –lo de la alfabetización tampoco es invento revolucionario- y que estaba acostumbrado a comprarse aunque fuera un librito al mes, ahora tendrá que conformarse con releer en su biblioteca aquellos ejemplares empolvados ya que buscar en las librerías obras actualizadas cada día se hace más cuesta arriba, o tendrá que calarse leer sólo lo que a la revolución conviene. Nuestro logro será tener el analfabetismo funcional revolucionario más alto de Latinoamérica, que ya es mucho decir.

Cuanta diferencia con la festividad de Sant Jordi (el santo patrón de cataluña), cuando los catalanes celebran -conjuntamente con el Día del libro y el idioma- intercambiando un libro y una rosa. Esto debe parecer decadente y crematístico a nuestro ministro de la cultura. La tarea de editor de alguna manera debe formar parte del proyecto ideológico del gobierno; hay que convertirse en propagandista del proceso. Todo está concertado. No hay cabos sueltos: al acosamiento a los medios informativos, las trabas a las artes escénicas y muchos otros problemas que aquejan a la cultura, se le une ahora el libro. ¡Tontos no son!, el cine y la música –en especial el sistema de orquestas juveniles- se han visto favorecidos como medio propagandístico del régimen, así de simple.

El objetivo está más que claro; restringir y controlar el derecho a la información y la libre circulación de las ideas. Deduzco que el Ministerio del poder popular para la Cultura sacará su Index librorum. En contrapartida propongo una Red subversiva de lectura. Los que viajen, que traigan en sus equipaje los libros que aquí no se encuentran. Luego serán cedidos a los interesados en alquiler, para costear la inversión. ¡Me anoto en esa lista de espera!

N.B: a casi un año de escribir esta crónica, el Ministerio del poder popular para la Cultura, lanza su Plan Revolucionario de Lectura, o sea: Plan de Lecturas Revolucionarias, que no es lo mismo ni se escribe igual...

Caracas, agosto 2008

22 agosto, 2008

Apascacio.






De esos personajes públicos que poblaron nuestra capital, uno viene a mi memoria con especial remembranza: Apascacio Mata, un policía muy querido por la comunidad capitalina por allá por los años 60 y 70. Recuerdo que cuando caminábamos por las calles céntricas de la capital, era inevitable toparse con Apascacio. Allí con su marcial figura: alto, fornido, su uniforme impecable y guantes blancos, desde su podio en la céntrica esquina de Sociedad. También decían los viejos caraqueños, que había que pararse en esa esquina para ver desfilar a las mujeres más lindas de la capital... Sin descuidar sus obligaciones, el oficial regalaba una sonrisa a los transeúntes femeninos y los niños cuando cedía el paso.


Muchos años estuvo Apascacio como adueño absoluto de la esquina de Sociedad. Ni sol, ni lluvia lo hicieron jamás faltar a sus obligaciones; un personaje ejemplar, querido y respetado por todos. Luego cuando fue jubilado y los policías no cumplieron más estas funciones, Apascacio desapareció dejando su honroso recuerdo.


¡Vainas de mi ciudad!

Caracas, 2005

25 julio, 2008

Nadie es profeta en su tierra

Y menos en la nuestra donde todos somos unos envidiosos del éxito de los demás, especialmente los caraqueños. Venezuela siempre ha aventado a sus hijos más ilustres, desde el siglo 19 al actual: de Bolívar a Bello, hasta el sabio Fernández Morán.

El Generalísimo no iba a sustraerse de lo que le correspondía. Ya desde su nacimiento, salido de una ciudad provinciana -en la cual nunca encajó- hasta llegar a los salones más encumbrados de Europa y América, Francisco de Miranda no las tuvo todas consigo. Hijo de un empresario canario -exportador de cacao, por lo que los mantuanos le decían que era hijo de un "bodeguero"- y una criolla. Gracias a que su padre tenía una cómoda posición económica, se hizo de un título universitario. Sin gozar del fuero real que correspondía a los blancos criollos, pudo anexar el de al apellido. Los haberes de su padre le permitieron adquirir una refinada educación y optar por las armas. De allí adelante todo fue hacerse valer y ascender para participar en los acontecimientos decisivos de su época: Revolución francesa, e Independencia Hispanoamericana. Mariscal de campo del ejercito francés, girondino -el pendiente en la oreja lo delata-, políglota, melómano, rijoso y masón (por lo que el Tribunal del Santo Oficio no le quita el ojo). ¡Hasta en eso de llevar arete, se adelantó a sus compatriotas! En su azarosa vida fue glorificado y denostado. Oficial de renombrados ejércitos en España, Rusia, Francia e Inglaterra. Los más connotados intelectuales de la época fueron sus pares y las mujeres de mayor prestancia sus amantes. Su nombre figura en el Arco de Triunfo, en la galería de Versailles está su retrato y en el campo de Valmy su estatua, malgré los engreídos franceses que a punto estuvieron de guillotinarlo. Nosotros lo hemos enaltecido –por lo visto a regañadientes- con títulos rimbombantes: el precursor de la independencia, el criollo universal. Pero quizá por su figuración internacional y su encumbramiento, al venezolano de a pié no termina de calarle el personaje. Esto no es de ahora, viene ya desde la Colonia, cuando el mantuanaje caraqueño lo consideraba un advenedizo; "blanco de orilla". Siempre un forastero en su país. Hasta su rostro es poco conocido, ya que el cuadro que lo ha hecho famoso- ese que hizo Michelena- lo retrata en sus últimos días en la prisión de La Carraca (Cádiz), con el rostro de otro. * ¡Como para terminar de borrarlo de nuestra memoria!

Pero ahora Don Francisco vuelve a las andadas, causando como lo hizo en su época connivencias y desavenencias. Todo ha surgido por el llamado Proyecto Leander, para conmemorar el Bicentenario de su fracasada expedición en la cual vino (1806) con un buque de éste nombre –el mismo de su primogénito inglés habido con Sally, su ama de llaves- para traer a nuestras costas la primera bandera patria y los gritos de libertad para la unión de hispanoamérica.

El mentado proyecto tiene planificado erigir un museo con auditorio y demás. O sea construir un edificio con sus debidas instalaciones y encima una réplica del Leander. Esto me parece muy valedero y loable. En lo que disiento es en la ubicación del Museo que ha de honrar al prócer. ¿Por qué en el Parque del Este? Caracas tiene muy pocas áreas verdes, para encima deforestar las que existen para meterle más cemento y cabillas. ¿Y qué pasó con el aeropuerto de La Carlota ? ¿"No ique" allí iban a construir un gran parque? ¿Por qué no se toma en cuenta este espacio, para el Leander? Los usuarios del Parque del Este protestaron la iniciada construcción y acabaron con la cerca de protección de la obra. ¡Yo les doy la razón! Tenemos otros lugares donde instalar el Proyecto Leander. Lo que deben hacer es reforestar el maltrecho Parque del Este, arreglarle sus instalaciones y acondicionarlo bien para el disfrute de todos.

El merecido museo para Miranda, que lo pongan en otro terreno. Tengo un recordatorio para la comisión que adelante esto del museo mirandino. Allí donde se resaltará la figura epónima y colocarán sus pertrechos, condecoraciones, libros y otros adminículos: No olviden exhibir la cajita con vellos púbicos femeninos que coleccionaba el Generalisimo.


Caracas, julio 2008
Ilustración: Arturo Michelena (el personaje que posó para este cuadro fue Eduardo Blanco, el autor de "Venezuela Eroica")

08 julio, 2008

Cartera vs. personalidad





La idiosincrasia de una mujer se refleja en el contenido de su cartera, ni más ni menos. Es decir que la cartera de una mujer es como la bola de cristal de las adivinas... Quizá con esta aseveración me gane la enemistad de mis congéneres, pero he podido comprobar lo que aquí digo…

Las carteras femeninas, fueron creadas por la moda como complemento para adornar y llevar alguno que otro objeto, que pueda ser indispensable para la portadora al momento de su salida: papeles de identificación, llavero, tarjetas de crédito, algo de maquillaje y dinero, por supuesto. No olvidemos el celular, que bien puede ir en estuche aparte o dentro de la cartera. También, para su información, las carteras femeninas tienen compartimientos, precisamente para llevar los objetos debidamente ordenados.

Pero resulta que hay muchas féminas –y por ellas pagamos todas el escarnio - que creen que una cartera, en vez de ser un adminículo útil y decorativo, es una escaparate. Así sus portadoras no precisan ejercitar la musculatura de sus brazos en gimnasio alguno, con mancuernas de ejercicios ya que levantar semejante peso es más que suficiente. Por si esto fuera poco, localizar algún objeto dentro de tal bulto es una misión imposible, ya que todo está regado y mezclado en un pandemónium : recibos viejísimos, comprobantes de retiros bancarios, cédula de identidad vencida, licencia de conducir (también vencido y sin certificado médico), paraguas plegado, cigarrillos desperdigados –con el consabido mal olor a nicotina y los desperdicios del cigarrillo en el fondo del saco , ensuciando todos los otros objetos- polvera con espejo roto, lápices de labios, un alicate, peine, lápices y creyones de los hijos, fósforos, libreta de apuntes y teléfonos, bolígrafo, lentes para el sol, tarjetas de crédito, rulos y pinzas para el pelo, llaveros, un frasquito de perfume, libro de auto-ayuda para leer en el Metro, galletas (rotas y también ensuciando el fondo del saco) un velo o mantilla (por si hay cerca de una Iglesia) y la consabida farmacia: aspirinas, toallas sanitarias, curitas, antiácido, klinex, condones y para finalizar el teléfono celular o el HiPod.

No sería tan caótico, si toda esta parafernalia estuviera medianamente ordenadita en los compartimientos de la inmensa cartera (a veces son tan pequeñas, sólo por atender al moda, que las pobres están a reventar), pero resulta que no. La portadora aduciendo que está muy ocupada para tardarse en organizar algo, usa siempre la misma cartera –cartera de pobre pues combina con todo- y lanza lo primero que consigue dentro y allí se queda durmiendo el sueño de los justos.

He llegado a la conclusión que para saber en verdad cómo es una mujer, hay que hurgar en su cartera. Así como la cartera, me atrevo a inferir que así mismito tienen las gavetas de la casa, los closets y lo más grave, así les funciona la mente.

Para muestra, va esta relación:
Cartera vs. Personalidad.-Pocos utensilios (indispensables) y ordenados = Mujer pragmática, responsable, centrada y confiable.
-Cantidad de cosas dentro de la cartera (quizá necesarias), pero sin orden ni concierto = Mujer desorganizada, dispersa e inestable, imprevisible.
-Muchos objetos variopintos, (inservibles), acumulados y mezclados = Mujer ilusa, con la cabeza llena de papelillo, disociada de la realidad y casi tonta.

Creo que estas pequeñas orientaciones servirá a los interesados, especialmente los caballeros, para saber cómo y con quien están tratando. Si por casualidad alguna de mis congéneres lee esto y no está de acuerdo conmigo, bien puede desmentirme y probarme lo contrario. ¡Yo me someto a la revisión de la cartera!


Caracas, julio 2008

27 junio, 2008

Profesión de alto riesgo



“Por algo Superman es periodista" (Graffiti)

Mantengo una especial deferencia por los periodistas, ahora llamados comunicadores sociales. Ello proviene de ser hija de uno, que por escribir lo que su conciencia le dictaba y por sus actividades gremialistas, sufrió varios carcelazos. O sea que no es nada nuevo para un periodista que lo anden buscando, o esté preso…

Nosotros conmemoramos el Día del Periodista el 27 de junio, ya que en ese día de 1818 El Libertador tuvo la acertada idea de publicar el vocero independentista El Correo del Orinoco (*) De esa fecha para acá mucha agua ha corrido bajo los puentes, mucho ha peligrado la libertad de expresión y la vida de los fablistanes, urbi et orbi. Intuyo que ser corresponsal de guerra y camarógrafo en esas lides debe ser muy peligroso, más en los actuales momentos cuando los periodistas son rehenes de grupos extremistas -de derecha o izquierda- que a la final concuerdan en estos menesteres. Así los reporteros pagan con su vidas al intentar cubrir una noticia. Todos nos enteramos, precisamente porque la prensa publica (que perogrullada…!) y la TV muestra, los terribles casos de periodistas rehenes decapitados por fundamentalistas musulmanes. Hasta donde yo sé los periodistas no están cubiertos por ningún fuero especial que los proteja de ser vilipendiados, raptados, encarcelados, salvo su código de ética periodística y las leyes que a todos nos atañen. La organización Reporteros sin Fronteras, asiste –a nivel internacional- a sus colegas perseguidos en cumplimiento del ejercicio profesional.

Hablar de periodismo significa hablar de medios de comunicación. Actualmente en nuestro país, algunos se han visto constreñidos en el desempeño de sus labores. De todos conocidos es el caso RCTV (Radio Caracas Televisión) y la instigación de la cual son objeto diarios (Tal cual), radioemisoras y televisoras (Globovisión) que no sean afines al actual proceso revolucionario, por nombrar unos pocos. Por otra parte, el sistema imperante, acapara más y más los medios comunicacionales; crea medios llamados comunitarios que no son independientes, por subsistir gracias a la erogación gubernamental; abusa de las cadenas presidenciales y la emisión obligatoria de mensajes propagandísticos del la revolución. (véase: Ley RESORTE: Responsabilidad social de los medios de comunicación, etc. que los opositores llamamos Ley mordaza y en proyecto la Ley Orgánica de las Telecomunicaciones, la Informática y los Servicios Postales) En definitivas que tanto aquí como en cualquier régimen autoritario que se precie de serlo, son los periodistas y los medios de comunicación los que siempre llevan la peor parte. Tales regímenes conocen el poder que tiene la libre difusión de las ideas, mucho más ahora, cuando gracias a los grandes avances de las telecomunicaciones –Internet incluida- nos enteramos ipso facto de todo lo que acontece, sea o no políticamente correcto. La profusión de blogs existentes en la red, es una contundente y maravillosa demostración de la libertad de expresión democrática que intentamos ejercer hoy día.

Sería contradictorio de mi parte justificar los excesos monopolísticos de algunas empresas comunicacionales globalizadas y no estar consciente que también difunden su carga de ideologización. Empero en ellos siempre habrá un resquicio, una posibilidad, de que los ciudadanos nos enteremos de una denuncia, o se nos informe de aquello que nos interesa. Es decir que allí donde funcione aunque sea una “supuesta libertad de expresión” (como dicen los que se empeñan en denigrar de los medios) puedo leer diarios de todas las tendencias, unos mejores otros peores, con reportajes y/o escritos de opinión de connotados intelectuales. Revistas de variados temas: política, economía, hogar, medicina, homosexuales, arte, religión, pornografía y lo que me venga en ganas. Ver programas de TV : ofensivos (Reality shows), o instructivos (Discovery), o culturosos (Film and Arts) y hasta descuartizamientos humanos en pos de la belleza (Home and Health).  En contrapartida en el otro sistema donde el estado es el único comunicador, si acaso, aparecen reportajes y noticias previamente sometidos al ojo del big brother: esto si va, esto no va. ¡Ni de vainas! Prefiero equivocarme sola con cualquier cosa mala que pueda escoger libremente, a cualquier cosa buena que me impongan.

En definitivas, tanto blablabla… para desearle a mis amigos periodistas una feliz celebración ahora que tienen nueva directiva -la plancha opositora al régimen arrasó- en el Colegio Nacional de Periodistas (CNP)¡Salud!


(*)
Mándeme usted de un modo u otro una imprenta que es tan útil como los pertrechos". En: carta de Bolívar a Peñalver, que con ese propósito se encontraba en Trinidad en Septiembre de 1817


Caracas, junio 2008
Ilustración: Escultura lumínica en la sede de la BBC Londres, en memoria de los periodistas fallecidos en el cumplimiento de su profesión.

08 junio, 2008

El David encarnado



Entre todas las esculturas del gran Bunarroti, el David es favorita de muchas personas. Intuyo que especialmente de las mujeres. La primera vez que lo tuve enfrente quedé boquiabierta. Es la perfección del cuerpo masculino representado en mármol. Finalmente he dado con esa misma perfección en carne y hueso…

Hace muchos años estuve de pasaditas por Lisboa. Fue en una larga espera de un trasbordo de avión. Un grupo de señoras aprovechamos y en una vagoneta nos fuimos a dar una vuelta por el centro de la ciudad. Bella, limpia. Sus habitantes atentos. Recalamos a tomar un aperitivo en un bar. Conversamos. Hasta que tuve que decirlo. ¡Han visto la cantidad de hombres buenosmozos y bien plantados, que hay! Entre risas todas coincidimos. Si en cinco horas, en un pequeño perímetro y a vuelo de pájaro hemos visto tantos hombre atractivos, no nos quedó otra que acordar que los portugueses como varones, son apetecibles. Para muestra basta un botón, los futbolistas: Figo y Cristiano Ronaldo, y miren que en estas canchas ¡se ve cada tipo!

Fanática del fútbol no soy. Generalmente, sólo veo partidos finales de grandes eventos. Siempre voy a Brasil en los mundiales. Así conozco lo básico que hay que conocer de este deporte para distraerme. Hasta ahora que las cosas cambiaron, a causa de uno de ellos. El centrocampista no.7 reconocido goleador, ganador de varios trofeos que lo acreditan, (el mejor jugador del mundo 2008) presente en equipos europeos de alta competencia que se lo disputan: Cristiano Ronaldo. Nacido en Madeira (1985) físicamente perfecto, no tiene nada que envidiar a un galán hollywoodense. ¡Cuidado si los supera! Nada le sobra ni le falta. El contorno de su rostro, el perfil, la boca, lindos dientes, una encantadora sonrisa, una prominente manzana de adán para que no queden dudas de su masculinidad. Cuerpo atlético: 1.84 mts. de estatura, espectaculares piernas, fornido y musculoso. El resto de la descripción corporal aparte de los glúteos que se notan, queda a la imaginación y dudo mucho que defraude. Todo este pocotón de testosterona viene empaquetado en un derroche de simpatía y modestia.

Como la mayoría de esos jugadores, salió de la nada para superarse –no debe ser fácil- a fuerza de constancia. Entró a jugar en la liga internacional a partir del 2003. Hasta los momentos ha dado demostración de profesionalismos y seriedad. Un joven correcto y poco vanidoso. Con lo fácil que es perderse en feos vericuetos, cuando se es tan endiosado. Y como dije, gracias a Cristiano Ronaldo, ahora procuro no perderme el fútbol y ver a esa divinidad echa hombre desplazarse con energía por todo el campo y lucirse como contundente goleador. O sea que lo disfruto plenamente, claro, en lo que está a mi alcance. ¡Amalhaya quien pudiera!

Nada que para mí el David reencarnó y a falta de honda, lleva un balón en los pies. Cristiano Ronaldo, “se las trae” y deja bien en alto su patronímico. Le deseo todas las bienaventuranzas del mundo. ¡Chicas, no se lo pierdan!, eso si es un macho-man y no el espantapájaros que tienen al lado. Véanlo jugar, fíjense bien -para todas alcanza- y no dudo que de ahora en adelante, dejen pasar un partido donde él aparezca.


Caracas, junio 2008

05 junio, 2008

Las tostadas



Los indoamericanos somos hijos del maíz. De norte a sur de nuestro inmenso continente el maíz conforma la dieta básica de los habitantes. Con variantes en cualquier ciudad nuestra, encontramos platos –y bebidas- a base de maíz: Tacos, Tamales, Humitas, Arepas, Mazamorra andina y pare usted de contar. El dorado –que tanto se esforzaron los conquistadores en encontrar- era simplemente la dorada mazorca…

La redonda masa de maíz se conoce como el pan de los Andes, indispensable para las mesas de ricos y pobres, en hogares y restaurantes, en apartados pueblos o grandes ciudades. En Venezuela y Colombia, se ingiere como acompañante de la comida, en sustitución del pan de harina de trigo. Originalmente se desgranaba el maíz (la mazorca o jojoto), se pilaba y se cocía sobre una plancha o budare, o se horneaban para su cocción y endurecimiento de la capa exterior o concha. De unos años para acá se prepara más fácilmente, con una harina previamente procesada que ha invadido todos los mercados internacionales con la marca PAN. O sea que es el pan nuestro de cada día. Cuando se rellenan copiosamente con un preparado diferente según el gusto del comensal (jamón, queso, carne, ensaladas y hasta con huevos de codorniz y salsa rosada), en nuestro país reciben el nombre de tostadas. Así dejaron de ser un acompañante de la comida y se transformaron en un plato principal, más que suficiente para saciar el apetito. Esta modalidad, se debe a unos señores de apellido Alvarez que por allá por los años 60 inventaron algo así como una cadena de MacDonald´s, pero con arepas y comida netamente venezolana.

Como nunca falta la intervención del ingenio nacional, las tostadas, reciben singulares nombres de acuerdo a su relleno, por ejemplo: Pelúa, rellena de carne esmechada y queso amarillo rayado; Dominó, consistente en caraotas negras y queso blanco rayado; Chicharrona, rellena de chicharrón de cochino; Tumbarrancho, lleva mortadela y queso, previamente rebosada en huevo; Rumbera, con pernil, queso amarillo y aguacate; Llanera, que lleva lo que aquí llamamos perico (revoltillo de huevos, con tomate y cebolla picaditos y aliñados) Pero la más aristocráticas de todas ellas es la Reina pepiada. Su receta original – creación de los hermanos Alvarez- era una arepa rellena de pollo guisado y luego horneado, acompañado de lonjas de aguacate y granos de petit-pois. Actualmente, los establecimientos que la expenden han variado la preparación y la rellenan con ensalada de gallina, mayonesa y aguacate.

La arepa también se puede comer dulce, incorporando a la masa papelón y granos de anís. Se hacen muy delgaditas y se fríen en aceite (o manteca) muy caliente. Entonces se infla y flota en el aceite. Así recibe una tonalidad dorada. Son las arepitas dulces o arepitas de anís. Este último comentario, nada tiene que ver con las tostadas –lo recordé porque son muy ricas en el desayuno- pero si con la variedad de preparación de arepas que tenemos en Venezuela.
¡Vainas de mi ciudad!

N.B: El día jueves 5 de marzo de 2009, el Ministro de Comercio declaró: “A partir del lunes, todos los inspectores del Indepabis vamos a fiscalizar las ventas de arepas" etc, etc. En su afán por regular los precios de los productos, desapareceran -como ya ha sucede con otros rubros- las populares tostadas del mercado y quedarán como un recuerdo...
Caracas, mayo 2008

01 junio, 2008

Pájaro de mar por tierra


Este era, este era, un barquito chiquitito.
Este era, este era, un barquito chiquitito.
Este era, este era un barquito chiquitito,
que no podía, que no podía, que no podía navegar..

(canción infantil)

El mar es muy atractivo. Nos seducen sus aguas profundas y los misterios que ellas encierran. Las cristalinas aguas verdes de sus playas. También es aterrador, cuando hay tormentas y tsumanis. Siempre he visto algo de aventureros en la gente de mar, que los diferencia de nosotros los de gente de tierra. Por ello imagino que a los que aman navegar, es porque realmente lo disfrutan. Me refiero a navegar por hobby, o deporte y no por necesidad, ya que la faena en el mar es dura y pesada. ¡Si lo sabrán los pescadores ! Recordemos a El viejo y el mar de Hemingway. De hecho hay personas que tienen tanto espíritu de navegante que viven en sus barcos y /o barcazas. Así que deduzco que aquel que se empata en comprarse un peñero, una lancha o un velerito, es por que le gusta hasta los tuétanos y desea sacarle el mejor provecho a su adquisición. ¿Será?

¡Pues no! como que no es así. Resulta que me enteré por el Discovery chanel, que hay un servicio, para quien se lo pueda pagar, de trasporte de barcos. O sea sacan su barco del agua, se lo llevan a otro puerto que usted elija –a varias millas náuticas- y se lo entregan allá, donde previamente usted ha llegado vía aérea. El servicio, bastante costoso -alrededor de 200.000 dollares- consiste en un carguero (algo así como un ferry) con cupo para unos 16 yates de varios tamaños, debidamente colocados en bloques de madera para estabilizarlos. El servicio se lama Yacht transport. Tiene su capitán y varios empleados para realizar las complicadas maniobras. Inclusive buzos , para la colocación de los pontones y su posterior retirada, bajo el agua. Al carguero lo medio sumergen para cargar los barcos y luego sube nuevamente a flote, con los yates en su lugar (algo semejante a las esclusas del canal de Panamá, pa´que se den una idea). El transportador entonces, queda como un dique seco. Esos donde se trasladan los barcos para su reparación.

Lo que no llego a comprender, es por qué una gente que tiene uno de estos lujosos yates –es decir dinero de sobra para comprarlos- con tremenda tripulación, que se supone tiene tiempo libre para darse el lujo de navegar, recurren a este servicio de transporte no por una necesidad perentoria sino para “huir del trajín de la travesía” (sic). ¡Me quedé de una sola pieza! ¡Señores si lo que les molesta es la travesía, cómprese un avión y no un barco!

En los barcos -especialmente veleros- se trabaja mucho. La poca experiencia que he tenido en estos menesteres así me lo ha demostrado. Pero está sobre entendido que eso es parte de la diversión. Sino que lo digan los que intervienen en regatas deportivas, que requieren una tripulación bien entrenada. Debe ser que éstas personas del jet-set, son tan pero tan sifrinas, que tienen esos tremendos barcos, sólo para pantallar y darse unas vueltitas en los puertos de la hig society para hacerse ver.

Hasta hoy yo creía que los barcos eran para navegar, pero por lo visto estoy nuevamente equivocada. Los barcos son para montarlos en otro barco, para que este navegue y luego los baje y los ponga sobre el agua. ¡Así es que funciona la cosa!

Les dejo un video de Raspinfly en una regatta: http://www.youtube.com/watch?v=bWzuO2bXx8w


Caracas, junio 2008
Foto:cortesía Patricia

25 mayo, 2008

Lectura vs papel higíenico



Semanas atrás leí en la página web. de la BBC. (de la cual saqué la ilustración), la noticia acerca de una empresa española que ha tenido la infeliz ocurrencia de lanzar al mercado papel higiénico que lleva impreso novelas, poemas y escritos en general, de reconocidos autores. Digo infeliz –para ellos no debe serlo, ya que se están enriqueciendo - porque considero que es una nueva superficialidad de nuestra fatua sociedad consumista. Son muchas las casas donde se consigue un revistero en el sanitario, así que no veo que cosa viene a suplir eso del papel higiénico.

No soy cultora del libro. Debo reconocer que los míos los cuido y después de un tiempo de leídos y vuelta a leer, los dono. Así de alguna manera se comparte el placer de leer y se fomenta el interés por la lectura; pero eso de leer en papel toilette se me ocurre lo más incómodo del mundo. ¿Qué opinarán los escritores al respecto? ¿Cómo funcionan los derechos de autor, con esta modalidad?... Ahora los best-sellers no se identificarán por la cantidad de ejemplares editados, traducidos y vendidos, sino por la cantidad de rollos de papel higiénico consumidos.
Para comenzar, imagino que cada persona de la familia, deberá tener su propio rollo de papel si se deseas dar continuidad a la lectura. Dado el caso por ejemplo, que el señor de casa esté leyendo el Quijote –cómodamente sentado en su water- y termine la lectura en el capítulo 3 o 4 de la obra. Procede a limpiarse el trasero con los capítulos ya leídos y el resto queda pendiente. Pero ¿qué sucede si luego el mismo rollo de papel es utilizado por la señora de la casa y gasta los capítulos que vienen a continuación?... Ná que el señor se quedó a medio camino de la obra. ¿O será que la idea es leer de todo y a la vez de nada ?
Presumo que el costo de esta diletancia, debe ser superior a un papel higiénico común y quizá hasta al de un libro (6 $ el rollo). Desde otra perspectiva, suponen el gasto de papel que esto ocasiona si cada persona de la familia atesora sus rollos para uso exclusivo. Otro detalle, es que la tinta de impresión debe ser de alta calidad y que no destiña, como suele suceder con los diarios, de lo contrario saldremos con letras estampadas en nuestras partes pudendas. Antes de empatarse en esta moda habrá de efectuar un estudio de viabilidad de la operación: cantidad de sanitarios de la casa, numero de habitantes, etc.
Supongamos que usted, enganchado en una obra detectivesca de Agatha Christie permanece en el sanitario hasta terminar el capítulo donde Poirot descubre al asesino; o sea pasa media-mañana sentado leyendo –gastando papel en demasía, lo que a la larga no resulta nada ecológico- mientras los otros habitantes de la casa hacen cola para usufructuar el único sanitario existente.Entonces, los reclamos por el uso del sanitario, serán de este tenor:

-¡Coño!,quién se limpió el culo con las rimas de Bécquer que estaba leyendo…

-¿Es que vas a tirar la puerta abajo? En esta casa no hay privacidad. ¡Ni siquiera una novela se puede leer en paz !...
- ¡Momentooooooo! Ya finalizo el capítulo…

Me declaro tradicionalista en este aspecto. Prefiero no tener que exponerme a estas situaciones escatológicas... Continuo leyendo de la forma habitual. Me gusta tener mis libros de cabecera en la mesita de noche; llevármelos a la cama cómodamente. Leo con calma y disfrute. Nadie me está apresurando y mantengo una relación más honorable con el libro, la obra y el autor.

Caracas, mayo 2008
Ilustración tomada de la Web.

22 mayo, 2008

A favor de los bichos



"El peor pecado para con nuestras criaturas amigas, no es el odiarlas, sino ser indiferentes con ellas; esa es la esencia de la inhumanidad." G. B. Shaw.

Los humanos que nos consideramos un ente superior a los otros animales - ¡hasta hay algunos que se creen hechos a imagen y semejanza de Dios!- olvidamos que animal también somos y cometemos abusos (por lo visto poco hemos progresado en este particular) con los considerados seres inferiores. Si el humanoide abusa con sus congéneres, ¿que se puede esperar para con los otros ?
Como si no bastara con sacrificar animales para la necesaria alimentación, lo hacemos para elaborar costosísimos abrigos de pieles, o para un supuesto entretenimiento: la tauromaquia y las peleas de gallos entre otros. También desde hace ya tiempo nos estamos sirviendo de los pobres bichos ique para sanar al bicho superior.

Así la vivisección continúa vivita y coleando en muchos países en aras de la ciencia. La cosmetología se dedica a atormentar animales para sus pruebas reactivas. Nos dedicamos a matar tiburones (para curar la artritis), enjaular osos (para contrarrestar los males del tracto urinario y riñones) y hasta los lagartos de Gila (¡así como lo ve..! yo tampoco podía creerlo) cuyo aspecto antediluviano y atemorizante lo había protegido, ahora se diezman para curar la diabetes. .. Debe ser que a los laboratorios y grandes industrias farmacéuticas, les resulta más económico sacrificar animales que pagar a investigadores y químicos para que elaboren fórmulas sintéticas que suplan las sustancias naturales obtenidas de los sacrificados bichos Eso sin hablar de los supuestos beneficios afrodisíacos que puede brindar un cuerno de rinoceronte (la pornografía con animales me parece tan asquerosa y decadente, que mejor ni hablar), o hacer platos exóticos con cerebros de monitos, sacrificados in situ ante el exquisito gourmet.. ¡Que revulsivo..!

Por eso estoy a favor de Green peace y de todas esas reservas conservacionistas –nunca serán suficientes- de las cuales me entero por el Discovery chanel o Animal planet.

La práctica de la cacería indiscriminada o la pesca, confines deportivos o comerciales (el tráfico de animales), está diezmando especimenes de forma galopante. Yo he visto en el llano, la venta de Turupiales (supuestamente un ave protegida) en las narices de los impertérritos Guardias Nacionales. El recalentamiento global y la contaminación ambiental y deforestación, también hacen su parte. En el ártico, los altísimos índices de contaminación está acabando con osos polares, focas y aves. Tan riesgoso es el asunto , que hasta El Vaticano, uno de los poquísimos estados que no contamina, ha entrado en la lucha por la conservación de la obra de Dios.

Los animales también han servido al hombre para las matanzas entre sus semejantes, es decir en las guerras: los delfines han sido utilizados como torpedos. Actualmente en la guerra de Irak, son utilizados para detectar bombas marinas. No hay que olvidar a los perros amaestrados que bien han servido de ayuda en casos de catástrofes, para la recuperación de personas; o los llamados animales de compañía, que a más de un ser humano han salvado. Considero que nosotros no hemos sabido retribuir tal valentía y dedicación, por que damos por descontado que los bichos no lo sabrán apreciar. Deberíamos hacerlo por nosotros mismos. Ser un poco más magnánimos con quienes nos sirven de una forma u otra y pensar que si de verdad somos superiores a ellos, debemos demostrar esa superioridad de forma más consciente.

Estoy en contra de los zoológicos, los acuarios y las aves enjauladas. A la final tienen a los animales presos y fuera de su habitat. Detesto los circos con animales, las fiestas patronales que los utilizan a manera de diversión (toros coleados, carreras de galgos, peleas de gallos, San Fermines, etc), y los animales amaestrados, abusados por gente que bien podrían buscarse un trabajo productivo. Tolero la domesticación de animales, como perros y gatos, que desde tiempos inmemoriales han sido bichos de hogar. Me revienta ver esos snobs que abusan de tigres, o cunaguaros, guacamayas, ofidios o cualquier espécimen exótico que se les ocurra y los tienen pasando penalidades en sus casas.

El colmo del abuso es la novedad de los cerditos enanos, obtenidos de cruces genéticos que tomó nueve años a los científicos británicos, en vez de usar todo esa sapiencia en algo más provechoso para la humanidad. Y que decir de la ociosidad de los japoneses que además hicieron a los cochinos fluorescentes, mediante una mutación genética utilizando células de las medusas,todo para obtener ¡un cochinito lamparita!

Muchos discreparán de mis ideas y dirán que los seres humanos son prioritarios a los seres inferiores. Eso no significa que en aras de la voraz supervivencia del humanoide –el mayor depredador que existe- terminemos por exterminar las otras especies, justificando cualquier cosa que se nos ocurra y nos beneficie. Tanto unos como otros somos necesarios en este planeta. El hecho de que también se abuse de los humanos, como por ejemplo los casos de esclavitud, prostitución, pornografía infantil, de guerras y todas las calamidades que bien hemos sabido crear, no justifica el abuso al cual me estoy refiriendo. Una cosa no convalida la otra…

En lo único que estoy de acuerdo con el delirio revolucionario que estamos soportando los venezolanos, es en eso de la Ley de protección animal, que no es ninguna novedad. Ojalá que no se quede sólo en el papel –como la anterior- y de verdad la hagamos cumplir, para salvaguardar nuestra bella fauna y flora autóctona de los sinvergüenzas que trafican con ella. Tenemos que cambiar nuestra actitud, ya que no sólo se reduce a salvarlos a ellos, también se trata de nuestra supervivencia.


Caracas, setiembre 2007

20 mayo, 2008

Narcoturismo



¡Que vaina tan vergonzosa! Ya no sabemos que esnobismo inventar para ser "originales". No basta con la narcoguerrilla que azota a Colombia, ni con el carnaval carioca, sino que en Brasil han organizado un turismo de aventura para visitar a los narcotraficantes en las favelas. O sea que ahora es moda explotar las miserias del inframundo (ya ni tercer mundo somos), para diversión de los primerosmundistas.,,
Probablemente uno que otro tercermundista asistirá, pero lo pongo en entredicho ya que para nosotros ésto de la marginalidad es habitual. En otras palabras –para usar una que está en uso –le dan beligerancia al narcotráfico.

Los visitantes también se relacionarán –muy seguramente quedarán impactados- en vivo y directo, con las bandas armadas –imagino que se creerán unos Rambos- y las bajeza y reflejo de la miseria existente en nuestro continente, como si allá con todo su desarrollo y abundancia, no existieran estas cosas y otras mucho peores que a diario leemos en prensa y que demuestran, que las miserias humanas son iguales en todas partes.

O sea:los turistas esnobs van como quien va a un zoológico, pero a ver gente... Claro, que los que se inscriben en este "bello y edificante tour" no van obligados, sólo atienden el reclamo de la novelería. ¿Acaso será parte del tour catar los productos? : ¡Pruebe nuestro Crack! ¡Esta cocaína es purísima y está a muy buen precio! ¡Este Ecstacy es de nuestra más reciente fabricación! Francamente considero que hay que ser bien masoquista, para disfrutar con la basura, el mal vivir y la delincuencia. Yo por principio y por falta de dinero, no me lo gastaría en un viaje para refocilarme en la pobreza de otros. ¡Tan culpable es el ciego como quien le da el garrote! Ergo: las autoridades incompetentes.
No es que ignoremos que las favelas, ranchos y callampas están allí, es que sacarle provecho para unos cuantos vivos, es tan inmoral –o más- como la misma existencia de esos lugares marginales. No veo la diferencia entre esto y los turistas europeos que van al Asia a abusar de las niñas prostitutas. ¡Tan asquerosos son los unos como los otros! Después llegarán a sus cómodos hogares, dando gracias al cielo –porque de paso, son fervientes religiosos- por la bondad del Creador que les deparó una vida mejor. Por otra parte, dudo mucho que los empresas turísticas organizadoras de estos eventos, donen parte de sus ganancias para mejorar la vida de los habitantes de esos barrios marginales. De ser así, se les acabará el negocio.

Definitivamente, tengo que acordar con Savater en relación a nuestra "avanzada" sociedad capitalista: ¡Todo lo que detesto está de moda!

Caracas, mayo 2008
Iustración: pag. web.BBC noticias

Lo que es moda no incomoda



Hay cosas que están fuera de mi humilde humana comprensión, especialmente cuando se trata de seguir códigos sociales a mi parecer absurdos; en el vestir, el comportamiento y otros modos. Pero ¿hasta que punto puede ser esto absurdo ? Si pasa a ser moda y todos la acatan ¿ya lo absurdo dejaría de existir ?


Estamos acostumbrados a ver en la TV, operaciones de implantes de prótesis, mansiones de ensueño, vehículos exclusivos y lujos inimaginables de las llamadas celebridades. Tales celebridades a falta de talento, deben recurrir a las extravangancias para mantenerse en la palestra. Los simples mortales que no aparecemos en las revistas Hola o Hello debemos recurrir a otros artificios, que no por más modestos dejan de ser chocantes. Es una partícula de la ostentación mayor de las estrella y que al portador seguramente lo hará sentir parte de esa vida catalogada como "glamorosa".
Comencemos por la moda de lacerar el cuerpo. El tatuaje, que en nuestros ancestros tiene visos rituales tribalistas actualmente sigue teniendo el mismo sentido: pertenencia a una grupo o subgrupo social. No se crean tan originales y contestatarios por llevarlos. Son de hecho una contradicción. ¿Distinguirse de los no tatuados? Los tatuados terminan por conformar una tribu y parecerse todos. Quizá también tenga sentido de "marca" para diferenciar ciertas profesiones de otras: músicos, bailarines, artistas y en general gente de la farándula. Los más ostentosos ya no se conforman con un tatuaje o piercing –otra manera de automutilarse- que cualquiera con medianos ingresos puede hacerse. Si deseas algo mas intenso te puedes marcar a fuego, cual ganado y te quedarán unas "hermosas" y perennes cicatrices, o el carving, que te sacan pedazos de carne y piel, según el diseño que escojas.
Las luminarias ahora han optado –para ser cada vez más originales y afocantes- por cambiarse la dentadura por dientes postizos de diamantes. Ahora no basta tener los dientes limpios, hay que blanquearlos artificialmente. Si hubo un momento en que se utilizaron dientes de oro y también hubo un momento en que se vieron como algo kitsch – valga para el caso el proverbial diente de oro de Pedro Navaja- ahora la moda es una sonrisa brillante y no en sentido metafórico. La ortodoncia correctora de dientes desalineados, también peca de esnobismo y acompaña los hierros de piedrería. ¿Acaso para que el tratamiento haga mejor efecto? No, claro que no. Para cobrar más y que el portador se sienta más reconocido y con mas estatus. ¡Puro aparentar!

Según tengo entendido desde el punto de vista Holistico el organismo humano está totalmente integrado: cada diente tiene su contraparte en un órgano del cuerpo; cada sitio de la oreja lo mismo. Cada lugar del cuerpo que se perfore, o mutile, altera un meridiano energético y su correspondiente órgano vital. Ergo: perforarse el ombligo es perforar el corazón. Tengo por sabido, que a las mujeres que tienen tatuada el final de la espalda (justo donde comienza la rabadilla), no se les puede colocar una anestesia peridural al momento del parto u operación.

Nuestro códigos sociales están modificándose rápidamente. Así ahora las tetas postizas de silicona han desplazado en belleza a las naturales. Pero la silicona no sólo es prerrogativa femenina: pectorales, biceps y glúteos se implantanlos caballeros. Hoy en día el regalo para las quinceañeras, no es un baile para su presentación en sociedad, o un gran viaje: es una operación de tetas. Los dientes naturales que tanto nos mortificaron para aparecer –¡y que lo diga el ratón!- vienen siendo una porquería. Tu boca termina por no ser presentable si no tienes una bemba inflada a fuerza de silicona y unos dientes de joyería. ¿Que tal si a una de estas luminarias hollywoodenses o del jet-set, para estar mas fashions que los demás, le da por mutilarse un dedo de la mano y colocarse uno de platino? Me pregunto hasta dónde podremos llegar.


Lo más terrible que yo alcanzo a vislumbrar de todo esto, es que el humano consigue los necesarios argumentos para justificar toda esta banalidad de una moda mal asimilada. El talento, las buenas cualidades, la perseverancia y empeño que antes servían para destacarse, se han trastocado en ostentación, mal gusto y frivolidad. Lo peor aún es que se supone que estos son los patrones a imitar… ¡Cosa veredes!


Caracas, noviembre.2007

La torre d Babel



"Admito que amo de las plantas la carga de silencio."
C. Drummond de Andrade.


La Compañía nacional d teléfonos d Venezuela (CANTV) otra vez vuelta a nacionalizar; para no quedarse atrás en eso dl jalamecatismo criollo y congraciarse con la filosofía revolucionaria decimonónica, ha iniciado una campaña: "Dilo en castellano, dilo con orgullo", para evitar el uso d términos extranjeros en los mensajes d texto. Dejémonos d sutilezas: se prohibe el inglés, q es d donde provienen mayoritariamente los vocablos tecnológicos, especialmente en las comunicaciones y la computación. Hay q ir contra el Imperio a como d lugar, pues ese idioma en uso fue impuesto x un colonizador y el nuestro también.

Estos puristas d la lengua son los mismos q te dicen: aperturar y carnetizar ¡Vade retro Andrés Bello! Los conmino a q accedan a la página web d la CANTV: verán q está plagada d términos en inglés, o sea : la ley no entra x casa. Si se fijan en las direcciones d las páginas web d los organismos d nuestro flamante gobierno revolucionario verán q dicen: Venezuela.gov (governement). La abreviatura debería ser gob, q es como debe escribirse en español. ¡Luz d la calle oscuridad d la casa!

¿Q harán para impedirlo? ¿Controlar los miles d millones d mensajes q los chamos y chamas retransmiten urbi et orbi…?No c si recordarán aquella excelente novela: La naranja mecánica, d la qal luego Kubrick hizo una también excelente película. Ya allí el autor –A. Burgges, 1962 - se adelantaba qal visionario, al efecto globalizador y su influencia en el idioma. Los personajes d esta novela-película hablan una especie d jerga en ruso-inglés.

Recordemos q para esa época existía la guerra fría y eran estas dos imperios los q ejercían su hegemonía mundial. X otra parte, gústenos o no, el Imperio siempre impone su modus vivendi. Como son los q llevan la delantera en cuestiones d investigación científica tienen al mundo plagado d vocabularios técnicos en medicina, física, telecomunicaciones, en su idioma como es d suponer. Aqel profesional q no los use, estará totalmente desfasado d su entorno.

Para descargo d la Cantv, la Fundación Telefónica (de la empresa telecomunicacional española) también hace su aporte a eso d la defensa del idioma. Así informa en su boletín publicado a la fecha, q el español será la segunda lengua mundial en la próxima década.
Vamos ganando terreno.

Ahora con la globalización, los usuarios d los aparatos telefónicos d última generación han creado su propio código comunicacional, el qal d paso me cuesta transcribir. Sts criptogramas igualmente figura en los mensajes d texto q circulan por los xats en Internet. Cosa sabida x todos, especialmente para los q tengan hijos y nietos a su alcance. También contribuye a sta moda, la necesaria brevedad d los mensajes transmitidos x los teléfonos celulares y el costo dl uso d la línea, a los qales chamas y chamos sacan el mejor provecho.

Inevitablemente la globalización trae consigo muchos pesares y quizá uno q otro beneficio. D seguir como vamos, los jóvenes resemantizarán la semiótica y finalmente el mundo eliminará otra barrera. A futuro no muy lejano, vaticino, q al menos en este ámbito se comenzará a usar un lenguaje universal. Algo así como el antiguo Esperanto, q nunca cuajó completamente. ¡La decodificación d la Torre de Babel!

Francamente señores d la Cantv, ocúpense d lo q les compete. Bastante malfuncionan los teléfonos en nuestro país, para estar intentando meterse en camisas d once varas. Yo x lo pronto estoy poniéndome las pilas, para descifrar esos garabaticos q transmite mi querida nieta.


Caracas, marzo 2008
Ilustración: Brueghel

Los taxistas de Caracas


Hagamos un preámbulo a esta crónica:

Para variar, la palabra Taxi proviene del griego Taji que combinada con otra palabra Metron, devino en lo que hoy se conoce como Taxímetro. ¡No hemos inventado nada nuevo! Infiero que los griegos tan adelantados ellos, ya disfrutaban de este tipo de servicio en sus polis.

Ahora a lo que vamos:
Debido a la falta de mi cacharrito, uso los taxis de la ciudad. Una de las causas por las que salí del vehículo-aparte que ya estaba pidiendo relevo por los muchos años de abuso- fue porque el tránsito en la capital está cada día más infernal. Entre los motorizados, las marchas de protesta y las interminable colas, había que tomar una decisión: o te lo calas o sales de eso… ¡Salí de eso! Cuando uso un taxi y la cuestión está muy complicada, me bajo –previo pago de la tarifa- le regalo un caramelito al chofer, pa´que no me miente la progenitora y dejo que se cale la tranca por mí.

Pues, verán que me divierto mucho con esta nueva modalidad. Comenzando por el regateo del precio de la carrerita: ¡no mijoquerido! No ves que soy una señora jubilada y blablabla… Luego ya instalada –en el sitio del co-piloto, porque sentada en los puestos de atrás mareo- comienza la cháchara del chofer. Si acaso me toca uno huraño, seré yo la que comience la conversación - estoy muy dispuesta a ello- y escucho las cuitas familiares, ocurrencias de todo tipo y protestas del chofer por lo intransitable de la vía, el costo de los repuestos para el vehículo, si es que se consiguen, o el consabido reclamo contra el gobierno. Como estos señores escuchan la radio todo el día, el taxi es prácticamente un conefesionario: te van poniendo al día sobre lo humano y lo divino...

Resulta que hay cantidad de vehículos particulares, con una simple calcomanía que dice: Taxi. Es decir que no están registrados como tales ya que sus propietarios han tenido que dedicarse forzosamente a la profesión a falta de empleos dignamente remunerados.Nuestros taxistas son de condición variopinta: ingenieros desempleados, señoras viudas que han tenido que echarle pichón a la vida, estudiantes, pequeños comerciantes que liquidaron el negocio y afines; tanto nacionales –la mayoría venidos del interior del país- o extranjeros.

Cuando me toca alguno que no conoce los vericuetos de la ciudad, les dirijo la macha como veterana choferesa que fui. Al descender, salgo cubierta de bendiciones y nos despedimos largamente: estoy a su orden; fue un placer; ojalá todos los clientes fueran como usted. La despedida se hace más larga que la carrerita en si. ¡Menos mal que aquí no se estila taxímetros!

Lo que me molesta sobremanera son aquellos taxistas que suben el volumen de la radio para que escuches más y mejor el reggaeton de moda. Por lo visto un mal endémico en nuestro transporte público. Si te sale en suerte un taxis evangélico, tendrás que calarte las canciones que canataban José Luis y Lila dando loas a Jesucristo. ¡Que tortura! Otros irresponsables optan por manejar y no desprenderse de la adicción al celular y te toca a tí actuar de co-piloto para evitar una posible colisión. Pero la idiosincracia de nuestros taxisas va más allá: resulta que el usuario está sujeto a ir donde ellos lo quieran llevar, no donde se supone que debamos ir. Con un total desparpajo te dicen: ¡no yo por esos lados no voy, hay mucha tranca!
Es riesgoso montarse en un bicho de estos; contimás si no están registrados en ninguna parte, así que encomiéndese a San Cristóbal, santo patrón de los conductores y ¡suerte!

¡Vainas de mi ciudad!


Caracas, marzo 2008